Ethics Unwrapped Blog

Velo de ignorancia

Todas las personas sufren de sesgo o prejuicios basado en sus propias circunstancias. Por lo tanto, ¿cómo pueden llegar las personas a aceptar un “contrato social” que les dicte cómo se deben comportar en el mundo?

El filósofo John Rawls sugiere que deberíamos imaginar que estamos parados detrás de un velo de ignorancia que no nos permite saber quiénes somos ni tampoco identificarnos con nuestras circunstancias personales. Al poner al lado nuestras propias circunstancias podemos pensar de manera más objetiva cómo debe operar.

Dos principios adicionales relacionados al velo de ignorancia de Rawls son: el principio de la libertad y el principio de la diferencia.

Según el principio de la libertad, el contrato social debe asegurar que todos gocen de la máxima libertad posible sin infringir en la libertad de otros.

Según el principio de la diferencia, el contrato social debe garantizar que todos tengan la misma oportunidad de prosperar. En otras palabras, si hay algunas diferencias sociales o económicas en el contrato social, deberían existir para beneficio de los más vulnerables. Y cualquier ventaja estipulada en el contrato social debería estar disponible a todos.

Entonces, según Rawls, analizar estos temas a través de un velo de ignorancia y aplicar estos principios nos puede ayudar a tomar decisiones de manera más equitativa. La equidad, cree Rawls entre otros, es la esencia de la justicia.

Continue Reading

Teoría del contrato social

La teoría del contrato social dicta que las personas viven juntas en la sociedad siguiendo un contrato que establece las reglas del comportamiento moral y político. Algunas personas creen que si vivimos respetando un contrato social, podemos vivir moralmente por voluntad propia y no porque así lo dicta un ser divino.

A lo largo de los años, los filósofos han tratado de describir el contrato social ideal y explicar cómo los contratos sociales han evolucionado. El filósofo Stuart Rachels sugiere que la moralidad es una serie de reglas que dicta el comportamiento que las personas racionales aceptan, bajo la condición que otros también la aceptarán.

Los contratos sociales pueden ser explícitos, como leyes, o implícitos, como alzar su mano en el aula para pedir permiso de hablar. La constitución de los Estados Unidos es una parte bastante explicita del contrato social de este país. Dicta lo que el gobierno puede (o no) hacer. Se supone que las personas que eligen vivir en los EE. UU. están de acuerdo con lo que estipula la constitución en cuanto a las obligaciones sociales y morales.

De hecho, independientemente de que si los contratos sociales son implícitos o explícitos, nos ofrecen un marco importante para crear la harmonía en la sociedad.

Continue Reading

Justicia

La justicia, para muchas personas se refiera a la equidad. Aunque la justicia es importante para casi todos, puede llegar a significar cosas diferentes.

Por ejemplo, la justicia social es la idea de que todos nos merecemos las mismas oportunidades económicas, políticas, y sociales independientemente de las diferencias de género, etnia, o religión. La justicia distributiva se refiere a la distribución equitativa de bienes en la sociedad. La justicia ambiental tiene que ver con el trato equitativo de todas las personas cuando se trata de beneficios y obligaciones ambientales.

La justicia reparativa busca reparar las experiencias de aquellos que han sufrido de manera injusta. La la justicia retributiva busca castigar a los malhechores de manera objetiva y proporcional. La justicia penal se refiere a la implementación de decisiones legales a base de procesos imparciales y equitativos.

La justicia es uno de los valores morales más importantes en el ámbito de ley y política. Los sistemas legales y políticas que mantienen la “ley y orden” son necesarios, pero no lograrán sus objetivos si no toman en cuenta cuestiones de justicia.

Continue Reading