Incrementalismo

El incrementalismo constituye una pendiente resbaladiza que puede causar que las personas se comporten de manera poco ética. Sucede cuando las personas privilegian la eficiencia, y toman atajos que suelen amplificarse con el tiempo. Por ejemplo, casi todos los casos de fraude en la contabilidad empiezan con personas cambiando números en pequeña escala y luego van aumentando las cantidades progresivamente a lo largo del tiempo.

El cerebro no tiene la capacidad de percibir los cambios pequeños. Además, estar expuesto a comportamiento poco ético nos hace menos sensibles a estos acontecimientos, haciendo que sean normales y poco serios. Inclusive podemos perder la noción que estos actos son inmorales y posiblemente ilegales.

Los malhechores, y la gente en general, pueden no estar conscientes de que están tomando decisiones que posiblemente pueden cambiar su vida cuando estas conciernen cosas pequeñas y poco éticas. Pero en realidad, como dice el filósofo Jonathan Glover, el incrementalismo tiene que ver con cómo podemos “caer en un abismo de participación compuesto de grados imperceptibles, tanto que nunca hay una sensación de que se pasaron de los limites.”